5 tips para aumentar tu señal WiFi: amplificador, repetidor y más

La señal WiFi de nuestro hogar o negocio depende de muchas cosas. Aprende cómo mejorar el alcance de tu WiFi como más te convenga.

Por Mariana en Consejos
el  30  de  septiembre  2015
Valora este artículo: [0] (0 de 5 estrellas)

Una conexión a Internet es una herramienta esencial para nuestra rutina diaria en la actualidad, por lo que es casi una norma contar con semejante servicio en tu hogar. Sin embargo, un problema común y sumamente molesto es cuando, a pesar de pagar por tu señal, el alcance de ésta se ve limitada, lo que impide su óptimo uso. Afortunadamente, existen maneras de remediar esto. En este artículo te daremos 5 tips para evitar la pérdida de tu señal. Si tu problema no es el alcance, sino la velocidad de tu conexión, también puedes ver nuestros 7 consejos para mejorar tu velocidad en Internet.

Repaso rápido: WiFi

Una señal WiFi se transmite por medio de ondas de radio. Es por esto que en sitios con WiFi público puedes ver antenas instaladas para repartir la señal, tal como lo hacen las torres de teléfono y televisión a sus respectivos dispositivos. Entonces, es necesario que haya una conversión en la información, tomando en cuenta que el contenido de una computadora se maneja de forma digital.

Es más fácil pensar en esto como un proceso de comunicación bidireccional: la computadora envía información digital (unos y ceros) y el adaptador inalámbrico la traduce y transmite en una señal de radio. El ruteador o módem inalámbrico recibe la señal. La información es enviada a Internet con una conexión física, generalmente por ethernet. Para que la computadora reciba información estos pasos se invierten.

Red inalámbrica y alámbrica

Conexión en red inalámbrica, vía RedEagle

Lo mismo sucede con cualquier dispositivo móvil, mientras tengan un adaptador inalámbrico, por supuesto. Esto no será mayor problema, pues con la creciente tecnología 3G o 4G y de banda ancha, ya es prácticamente requisito que un aparato pueda recibir señal WiFi. ¡Incluso las televisiones han adoptado esta regla!

El ruteador o módem requerido también facilita el uso inalámbrico entre aparatos; por ejemplo, enviar documentos a una impresora en otra habitación o compartir archivos entre computadoras. Su rango de cobertura puede variar, aunque en promedio puede cubrir aproximadamente 30 metros. El problema de alcance surge cuando hay interferencia creada por otros aparatos o la arquitectura del lugar en cuestión.

Soluciones

Dependiendo de la causa, hay diversas maneras de mejorar la cobertura de tu señal inalámbrica de Internet. A continuación te proponemos 5 tips para optimizarla. Escoge la que mejor se ajuste a tus necesidades y, claro, tu presupuesto.

1. Mover tu ruteador

Es la opción más simple y barata, pero esto no le quita mérito. Muchas veces la posición del router es suficiente para resolver el problema. Entre más cerca estés de él, mejor será tu conexión. Por lo tanto, es recomendable tenerlo lo más céntrico posible para que la señal llegue lo más equitativamente posible a los rincones del lugar.

Aun así, la prioridad es definir dónde se llevará a cabo la conexión y a partir de estos puntos localizar dónde conviene ubicar el ruteador. De preferencia se debe poner a una altura media, como un mueble o una repisa.

2. Disminuir la interferencia

En ocasiones no es posible evitar interferencia sólo con la posición del ruteador. Son muchas las variables que determinan cuánta interferencia hay. Entre menos obstáculos tenga la señal, mejor viajará. Paredes gruesas bloquean la señal considerablemente, al igual que otros dispositivos de frecuencia similar al del ruteador. Los principales electrónicos que obstruyen la señal son los teléfonos inalámbricos y hornos microondas.

Teléfono inalámbrico

Teléfono inalámbrico, vía Lewis Ronald

3. Conseguir otro ruteador

Otra alternativa es actualizar el equipo, ya que si estás usando el mismo desde hace años, posiblemente no tendrás el mejor hardware disponible. Los modelos más recientes cuentan con más de una antena, así que también tendrás mejor señal. Aunque sea fácil, esta opción puede ser un poco más costosa.

Ruteador

Ruteador, vía Sunil Soundarapandian

4.  Amplificadores de señal

También conocidos como Home Plugs, aprovechan la instalación eléctrica de la casa o edificio en cuestión para intensificar la potencia. Funciona con dos adaptadores: unos para recibir la señal WiFi y el otro para transmitirla. El primero se conecta directamente a la corriente eléctrica, en la entrada cercana a tu ruteador. Luego, con un cable ethernet se une el adaptador con el ruteador. El segundo se conecta cerca del aparato con que se navegará (laptop, consola o televisión), ya sea con ethernet o señal inalámbrica.

Amplificadores de WiFi

Amplificadores WiFi, vía Tolbxela

Este método es rápido y sencillo de instalar, aunque costoso. Por otro lado, te puede ahorrar instalar una cantidad considerable de cableado y la inconveniencia que esto implica. También conservará la velocidad de Internet del ruteador, aunque esto depende de la distancia entre las entradas eléctricas y el tipo de cableado.

5. Repetidores de señal

Un repetidor funciona bajo el mismo principio del amplificador: recibir y transmitir. Este dispositivo cuenta con dos ruteadores, por lo que puede hacer ambas cosas. En términos simples, un repetidor hace que la señal WiFi original “rebote” y cubra mayores distancias.

El concepto es simple: de preferencia pon el repetidor a la mitad del camino, es decir, entre la habitación o área donde piensas conectarte y el ruteador. Una desventaja es que la velocidad de navegación puede disminuir hasta un 50% comparado con la velocidad máxima de la señal original; pero contrasta con la facilidad de instalación y relativa baja inversión inicial.

Repetidor WiFi

Repetidor WiFi, vía Nathanael Coyne

Resumiendo…

Que el alcance de tu señal de WiFi no te limite. Puedes optar por distintas opciones de acuerdo al edificio donde quieras realizar tu conexión, así como tu presupuesto y preferencias. Si estás en la comodidad de tu hogar, mover el ruteador, reducir la interferencia y un repetidor WiFi pueden ser soluciones adecuadas. En edificios más grandes los amplificadores pueden funcionar mejor. Tampoco descartes actualizar tu ruteador. Si nada de esto produce resultados favorables, consulta a tu proveedor de Internet para notificarlo de la situación.

Imagen de encabezado vía EFF Photos
¿Te ha gustado esta noticia?
COMPARTIR EN:

Es geek de por vida, ávida lectora de comics y consumidora de té. Guarda demasiada información sobre TV y cine en su cabeza. ¡También escribe al respecto! Se niega a aceptar su acento defeño.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

COMENTARIOS

DEJAR UN COMENTARIO

¡Bienvenido a la comunidad panda!
Gracias por registrarte a nuestra newsletter.
Ahora recibirás en tu correo un mensaje para confirmar la suscripción.
Gracias por darte de alta
Quiero recibir NOTICIAS de:
 
 
 
 
 
 
 
He leidio y acepto la Politica de Privacidad
SU EMAIL YA ESTA DADO DE ALTA
Este sitio web utiliza cookies. Más información aquíX
x

RECIBE LOS MEJORES CONTENIDOS